Cortina .. de humo


Más de mil millones de personas fallecerán por las consecuencias del tabaco durante este siglo. Parece muy lejos y que no va con nosotros, vamos a ser más concretos y nos acercamos a casa. La adicción al cigarrillo supone la muerte de 4.000 aragoneses al año, esto ya duele un poquito más.

Los fumadores se aferran a la desinformación y a cualquier excusa para evitar dejar la adicción. También es cierto que las directivas de la Unión Europea contra el tabaco, aunque siguen endureciéndose, todavía quedan laxas. Y es que la industria tabacalera mueve miles de millones en todo el mundo.

Con cada calada, inhalas 7.000 sustancias perjudiciales para la salud, de las cuales 70 resultan directamente cancerígenas.

Las principales sustancias del humo del tabaco:

1- Monóxido de carbono. Gas incoloro y altamente tóxico, utilizado en las cámaras de gas durante el Holocausto en los campos de concentración.

2- Sulfuro de carbono. Líquido volátil, incoloro y fácilmente inflamable. La exposición prolongada a sus vapores puede llevar al coma por intoxicación. La intoxicación crónica produce dolor de cabeza, pérdida de sueño, disfunciones de visión, memoria y oído. Inflamación en los nervios y graves daños vasculares.

3- Benceno. Líquido incoloro y muy inflamable (directamente cancerígeno).

4- Tolueno. Hidrocarburo aromático derivado del benceno. Se agrega a los combustibles como antidetonante y es utilizado como disolvente para pinturas, entre otros.

5- Formaldehido. Compuesto muy inflamable que en caso de inhalación irrita gravemente el tracto respiratorio, pudiendo originar edema pulmonar.

6- Acrofeína. Líquido de olor desagradable que se usa como plaguicida. La exposición al respirarlo produce ardor de nariz y garganta. Puede dañar los pulmones.

7- Acetona. Es el compuesto químico que se usa para eliminar el esmalte de las uñas. Las exposicionesprolongadas a este compuesto en animales produjeron daño del riñón, el hígado y el sistema nervioso.

8- Piridina. Líquido incoloro que se usa en la elaboración de disolventes y como reactivo para la síntesis de fármacos, insecticidas, herbicidas, saborizantes, colorantes, adhesivos, pinturas, explosivos, desinfectantes y símicos para el caucho.

9- Amoniaco. Compuesto químico de nitrógeno que entre otros usos tiene el de emplearse como limpiador en las casas.

10- 3-metil-piridina. Compuesto con base de piridina.

11- Ácido prúsico. O cianuro de hidrógeno. Es un compuesto químico muy venenoso. Una concentración de 300 partes por millón en el aire es suficiente para matar a un humano en cuestión de minutos.

12- Óxido cítrico. Gas incoloro considerado un agentetóxico que es en gran parte responsable del agujero de ozono.

13- N-dimetllnitrosamina. Compuesto químico relacionado con la nitrosamina, un carcinógeno relacionado con el cáncer de color.

14- N-nitrosopirrolidina. Nitrosamina carcinógena.

15- Nicotina. Actúa como una droga, y se ha introducido en el cigarrillo para generar la máxima dependencia.

Podríamos seguir aunque creo que esta exposición resumen de elementos es más que suficiente para dar miedo, más bien terror.

Hablamos de una droga muy adictiva, por lo que en la mayoría de los casos, contar con ayuda para desengancharse es muy importante. Con el paso de los años se han producido cambios en los tipos de fumadores. Actualmente fuman menos hombres, pero se ha multiplicado por 5 la tasa de fumadores en las mujeres. “Han hecho un camino inverso: la línea masculina va hacia abajo, aunque la femenina sube. Con la adicción aumentan las enfermedades causadas por el tabaco entre la población femenina en Aragón”.

Es sorprendente que 7 de cada 10 fumadores nunca se haya planteado dejar el tabaco. Se siente de forma errónea el beneficio a corto plazo, del placer inmediato que proporciona el cigarro. Una vez que se intenta dejar el tabaco, al fracasar, sólo el 5% vuelve a intentar desengancharse.

El éxito a la hora de dejar de fumar dependerá de nuestro nivel de dependencia y de la motivación que tengamos. En el proceso es aconsejable romper con las rutinas. Analizar el tabaco que se fuma y las pautas del día a día que van acompañadas a esos cigarrillos para así poder realizar actividades diferentes. Tratar la dependencia psicológica, fijando una hora concreta que cambie cada día en la que teóricamente se puede fumar, de manera que al final, el cerebro ya no relaciona ninguna hora del día con un cigarrillo. Y por último, la terapia en sí: consejos sobre el síndrome de abstinencia, control del apetito durante la ansiedad etc.

Una gran cortina de humo que se utiliza por los fumadores para no dejar el tabaco es que al hacerlo se engordan. Eso sólo sucede si se modifica de forma poco saludable la ingesta de alimentos y por supuesto, si no se realiza actividad física (tan sencillo como andar 1 hora diaria).


Dejando de fumar, reducimos drásticamente el riesgo de desarrollar patologías como: cáncer, enfermedades coronarias y pulmonares. Daños en huesos: osteoporosis, artritis reumatoide, también agrava la fibromialgia y cualquier proceso inflamatorio.

Dejar de fumar beneficia de inmediato a nuestro bolsillo, pudiendo dedicar el dinero de la cajetilla de tabaco a disfrutar de un buen viaje o cualquier actividad que deseemos.

Dejar de fumar beneficia al medio ambiente reduciendo las nefastas consecuencias del cultivo del tabaco que recibe enormes cantidades de plaguicidas y fertilizantes que contaminan grandes extensiones de terreno. Cada año se cultivan 4,5 millones de hectáreas para producir tabaco, lo que supone entre el 2 y el 4% de la deforestación del planeta, generándose además, 2 millones de toneladas de residuos, algunos de ellos radiactivos, como el polonio de las colillas.

Dejar de fumar siempre es una buena opción, la mejor opción para tu salud y la de toda tu familia. Para tu bolsillo. Para el planeta. Cualquier duda que te surja, estoy aquí para ayudarte. No lo dudes, seguro que hoy es el mejor momento para dejarlo.

Centro Luri acupuntura y terapias naturales, en Zaragoza.


7 vistas
  • Facebook Social Icon
  • LinkedIn Social Icon
© 2020 Centro Luri Acupuntura. Todos los derechos reservados.
Calle Miguel Allué Salvador, 13, 1º A, 50001, Zaragoza, España.