Llega el verano y con él la cistitis



Una de cada 10 mujeres sufre esta infección urinaria de forma recurrente. Si es tu caso, estas sencillas pautas te ayudarán a plantarle cara.

1.- La cistitis es una inflamación de la vejiga, causada en la mayoría de los casos por una infección que afecta a las vías urinarias bajas o a la vejiga. Se da, sobre todo, en mujeres y sus síntomas más habituales son la necesidad urgente y frecuente de orinar, el escozor al acabar la micción y un color turbio, lechoso o anormal en la orina.

2.- En la mayoría de los casos, la causante es la bacteria Escherichia Coli (E.Coli) que normalmente vive en el intestino y es la responsable, por ejemplo, de las diarreas. Esta penetra en las vías urinarias y se adhiere a las paredes de la parte inferior del tracto urinario evitando ser expulsada por la orina.

3.- Si sientes presión en la parte inferior de la pelvis, dolor o escozor al terminar de orinar, detectas un aumento anormal del número de micciones, tu orina es turbia o de un color intenso, sientes dolor al tener relaciones sexuales y, sobre todo, si además tienes fiebre, es posible que la sufras.

4.- Hay múltiples causas que la provocan. Las más comunes son la falta o exceso de higiene, llevar ropa de baño húmeda, la retención urinaria o el estreñimiento crónico: cuando se tarda en evacuar las heces, los gérmenes pueden colonizar los tejidos cercanos al tracto urinario.

5.- La mala curación de una cistitis anterior, la resistencia de las bacterias o los malos hábitos higiénicos y alimentarios son los factores que la provocan, tiende a ser recurrente.

6.-Las mujeres tienen diez veces más probabilidades de sufrir una cistitis que los hombres. Esto es porque el meato urinario de la mujer está próximo a la vagina y al ano, lo que facilita el tránsito de bacterias entre estos órganos. El 12% de las españolas sufren más de dos episodios al año, así que cuidado con ello.

7.- Mantén siempre seca tu zona íntima, bebe al menos 1 1/2 de agua a lo largo del día para eliminar más rápido las bacterias que se acumulan en el aparato urinario, no te aguantes las ganas de orinar, cámbiate de inmediato si tu ropa íntima está húmeda y orina antes y después de tener relaciones sexuales.

8.- Los arándanos contienen unas sustancias, las proantocianidinas, que evitan que las bacterias aniden en las mucosas, lo que reduce las infecciones de orina. Si se toman de tres a seis meses, la presencia de cistitis se reduce hasta en un 70%.

Un test de disbiosis vaginal es la herramienta perfecta para estudiar la microbiota vaginal que repercute en la salud de la mujer. Su estudio permite la valoración del riesgo de infecciones recurrentes o puntuales, la fertilidad, el control de la menopausia y las alteraciones del ciclo menstrual entre otras.

Las bacterias sanas del intestino pueden ayudar a combatir las toxinas, a mejorar las funciones inmunológicas, a digerir los alimentos y a protegernos de las bacterias nocivas y de las infecciones.

Por último, en acupuntura, tratamos una cistitis por humedad con moxa con unos resultados asombrosos.


  • Facebook Social Icon
  • LinkedIn Social Icon
© 2020 Centro Luri Acupuntura. Todos los derechos reservados.
Calle Miguel Allué Salvador, 13, 1º A, 50001, Zaragoza, España.